Tiempo de Berrea

Casi terminado el tiempo de berrea en la Sierra de Albarracin, hemos podido disfrutar de bellos momentos con los ciervos. En ocasiones más cercanos o a veces desde la lejanía, el espectáculo de la berrea, sin duda no defrauda. He decidido hacer un recopilatorio de videos que he ido grabando estos días y que ya está colgado en mi canal de youtube. Si te gusta, te puedes subscribir.

Con él os dejo, buena música de fondo y bonitas imágenes y en breve una entrada de otra nueva ruta de senderismo.

Un saludo

Anuncios

Como le salen los cuernos a los ciervos….

IMG_1097

 

Ya lo habíamos explicado hace unos cuantos años en otro artículo del blog, pero el otro día tuve un bonito encuentro con unos machos por el pinar y les pude hacer alguna fotografía. Estamos en la época de crecimiento del cuerno, ya que durante los meses de Marzo y Abril, se les caen.9212_467195123470080_8648499350173107350_n

La renovación de la cuerna anualmente, denominada desmogue,  es propia de la familia de los cérvidos, aquí en la sierra (Ciervo, Corzo y Gamo) que año tras año van dejando atrás la cuerna vieja para regenerar una nueva más grande y potente. La magnitud, color, textura, forma, etc… de la nueva cuerna depende de muchos factores, edad del animal, alimentación, genética, etc…por lo que cada uno es diferente.

Los ciervos, ahora en Mayo y en los posteriores meses, tras tirar los viejos cuernos empiezan a desarrollar su larga cornamenta gracias al aporte de comida primaveral.

IMG_1106

Inicialmente dos pequeña protuberancias que con el tiempo y el desarrollo van ganando en longitud y en forma. Conformando todas las partes propias de la cuerna, con las luchaderas, la punta central y finalmente la corona superior.

IMG_1102

Los dos machos que fotografié eran bastante jóvenes, aunque uno de ellos ya desarrollaba las dos luchaderas….y se aprecia perfectamente los dos bultos en crecimiento y un tercero que seguirá conformando el cuerno.

IMG_1099

Este proceso les durará en torno a dos o tres meses hasta tener completada la formación, momento en el cual dejará de irradiarse sangre sobre estos tejidos que al morir solidificarán y se desprenderán de la correa de terciopelo que les recubre. Cuernos listos para encarar la época del celo y las temibles luchas entre machos por hacerse con el harén de hembras.

Un saludo

Ciervos y hielo por Orihuela

Esta tarde picaba el frío, quizás con más motivo me ha apetecido darme un pequeño paseo por los bosques cercanos a casa. El objetivo primordial era fotografiar ciervos en mitad del monte, con este estupendo y fino manto caído durante el día y la noche anterior. Pero ni el aire, ni el conocido crujir de la nieve han ayudado en exceso, además de una tarde cerrada en nubes que no dejaba entrar nada de luz dentro del bosque. Así pues me he encaramado a los puntales para intentar sorprender a algun “bicho” o al menos degustar el paisaje.
Preciosa estampa mantenía Sierra Palomera desde aquí, allí a lo lejos, casi sin nieve y gozando de unos cálidos rayos de sol.

IMG_2795-01

En las zonas más expuestas, lo Robles marojos (Quercus pyrenaica) se dejaban desnudar por los gélidos vientos que azotan estas parameras. En esta ocasión, la foto no deja duda de los -4/-5 grados de esos momentos y del aire que ahonda más en la sensación de frío.

IMG_2790-01

Unas ramas muy fotogénicas que bien merecen un rato al frío puntal.
Posteriormente me asomo a otro puntal, esta vez con vistas a la sierra, la garganta que sube al puerto de Orihuela y pueblos como Griegos y Guadalaviar blanquea en sus claros y me ofrecen detalles que con algo de despiste pasarían inadvertidos.
IMG_2810-02

Monto el “tele” en la cámara y a degustar a estos intrépidos que con las últimas luces del día se desperezan por los claros que ofrece el monte. 5 machos cuento y observo sus devenires de peleas (añorando tal vez la pasada berrea) o pequeños entre-chocares de cuernos para dejar constancia de su estatus en el grupo.

IMG_2801-01

En estos casos, hasta una buena ramilla de pino, puede ser bienvenida al estómago….

IMG_2807-01

A pesar del frío, sigo disfrutando un rato más, y sigo buscando en los otros claros, tal vez, algun corzo o por qué no, más ciervos. La búsqueda tiene recompensa y una cierva con las dos crías (una de cada año), también se agita nerviosa buscando un buen paso para cruzar el arroyo que baja.
IMG_2817-01

No queda mucha luz, y aunque no está lejos el pueblo, la tarde se cierra bastante y vuelve a nevar, es hora de “plegar los trastos” y volver.
La sorpresa, como siempre cuando menos te lo esperas, a la vuelta, entre el bosque, me vigilan…..
IMG_2826-01

Subo a 1.600 ISO, máxima obertura para captar la poca claridad que queda y buen pulso…..casi sin respirar, una pena, pudiendo ser mejor….pero bueno, menos es nada.

En fin, otra vez será….

saludos

Un rato de Berrea

Sólo le he podido dedicar un par de ratos a fotografiar la berrea, pero bueno, me he llevado algun buen momento que me gustaría compartir en forma de artículo y emplazaros al último bezano para disfrutar en profundidad de sus estupendas fotos, pues ha encontrado un buen filón que me tiene que enseñar (faltaría más).

El caso es que la otra tarde, tan solo tenía un par de horas para acercarme a una buena zona a fotografiar algo. Sin muchas esperanzas deambulaba por la zona aunque el berrear más profundo quedaba un poco más lejos. La primera hora fue un poco relajada, mucho que oir y poco que ver, aunque a medida que avanzaba la tarde, el retumbar se hacía más imponente, hasta que un jovenzuelo se decidió a dar la cara.

IMG_1935-01

A medio kilómetro de mi posición, en medio del barranco se oía con claridad a este bravucón y suy retumbar era espectacular, llenaba todo el barranco con su bramido. No me lo pensé dos veces y me dirigí en su busca, jústamente en la ladera contraria, intenté escabullirme entre la maleza hasta que estuve a su altura, como ya he dicho, justo en la otra ladera del barranco en forma de “V”. Así pues, separados por un centenar metros y un buen barranco, él dio rienda suelta a su bravura y hormonerío interior y yo ví satisfechas mis espectativas.

Después de más de 15 minutos de berreos continuos y deambular de un lado para otro, me di cuenta que tenía una compañera a no más de 20/30 metros de él y que se alimentaba a buen ritmo mirando de reojo los alardes viriles de su compañero. Éste, por su parte, todo y ser aun algo joven y poseer una cornamente algo escasa, no dudaba en darle fuerte a las cuerdas vocales una y otra vez y con un todo severo y contundente que desmitifica aquello de que cuando más fuerte y ronca es la voz, más grande es el ciervo (mentira!!)

IMG_1978-01

IMG_1958-01

Incluso pude disfrutar de un par de achuchones por parte del ciervo sobre la hembra con intención de montarla y mostrando (al igual que las cabras montesas) su lengua de forma intermitente al ritmo que se abalanzaba hacia ella.
Hago un zoom manual a la foto para que aprecieis el lengüetazo en todo su esplendor.

IMG_1956-01

La hembra por su parte se resistió en los dos embites, tal vez a la espera de comprobar que realmente es el ciervo apropiado para su descendencia.

A veces echaba hacia atrás el zoom para incluír a los dos enamorados y la verdad que la foto gana mucho.

IMG_1991-01

En fin, lo dicho, este año las cosas se han complicado y no tenemos tiempo, pero Jose ha pillado muy bien el testigo y se está currando unos reportajes dignos de ver (y eso que no esta dentro de la reserva, todo un currazo de localización y ejecución)

Saludos

Una batalla ganada

Ya se sabe que la fauna es caprichosa y así nos lo hizo constar durante 4 o 5 mañanas más de madrugón sin resultado. Pero el que la sigue la consigue y tras alguna exploración del terreno, decidimos cambiar el puesto a otro lugar con bastantes señales de paso. Y así fue como la suerte cambió a nuestro favor.
Los animales tomaron el rumbo adecuado y todo y que justo antes de llegar a nuestro puesto se desviaron, pudimos contemplarlos en todo su esplendor. Me obligaron a “disparar” a pulso y en mala posición, pero aun así saqué algún retrato entre la espesura.

IMG_7757-01

También una hembra y su cría se sumaron a la visita

IMG_7759-01

En definitiva, un buen sabor de boca después de tanto madrugón. Una batalla ganada. Se acerca, pues la berrea y nos volveremos a ver, a retar, a enfrentar, pero eso sí, sin el más mínimo derramamiento de sangre.


saludos

Decisiones ¿acertadas?

La otra tarde estuve con la “moza oriolana” de paseo por el campo. Es una buena terapia, un buen paseito disfrutando de las agradables temperaturas que empezamos a tener. Agradable compañía y buena conversación en un marco inigualable, ¿Qué más se puede pedir?

Me decanté aquella tarde por el objetivo macro, con la intención de buscar alguna florecilla tempranera en nuestro paseo, y me dejé la mochila en el coche con los demás objetivos y trastos (la verdad que es que para un paseo con la moza, no me apetecía cargar con toda la mochila).

No había nada propuesto, la intención era caminar sin más, pero al acercarnos a una de mis habituales zonas de acecho, le pregunté que qué tal le parecía si nos acercáramos a unos praditos que conozco a ver si veíamos alguna cierva?? No estaba muy animada, pues aun había que caminar un rato más, pero con un poco de cara de pena, convenzo a cualquiera.

He de reconocer que mientras nos acercábamos al paraje, iba rezando por dentro de mí, para que al menos viésemos alguna cierva, porque si no, está claro que alguien esa tarde me hubiese matado después de la caminata. Aunque bien sabía que el sitio no me podía defraudar, como casi todas la veces que he estado por allí.


La experiencia es un grado y a muy buena distancia, entre los pinos, ya pude saborear la victoria. “¿No los veo?, ¿No los veo?” me decía, “espera que les sacaré una foto y te la amplío”. Y así lo hice.



IMG_6718-01

Copia de IMG_6718-01

De entre la maraña de ramas secas aparecieron cuatro fornidas hembras pastando en el sitio que yo esperaba que estuvieran pastando. Hicimos pues, lo propio, acercamiento con sigilo, saboreando el aire en contra que no nos delataría y sorteando las ramas y hojas esturreadas por el suelo que de buen seguro hubiesen avisado de nuestra presencia.


IMG_6722-01

Allí estaban, a su aire, sin percatarse de que eran vigiladas y aun cuando nos cansamos de permanecer al acecho y decidimos ponernos en pie, seguían sin vernos. Así pues, estuvimos disfrutando de ellas, hasta que desaparecieron en la espesura camino, de buen seguro, de los frescos pastos de trigo un poco más abajo.


Sin título 2

Pero no acabó la cosa con estas ciervas, aun vimos, y más cerca otro trío maravillas. Primero sin percatarse, luego viéndonos y acto seguido poniendo tierra por medio.

El buen regusto que te deja la tarde con un buen paseo y un buen avistamiento hacen que uno se olvide de todos los problemas.


“A Dios pongo por testigo, ¡¡¡QUE JAMÁS ME DEJARÉ EL TELEOBJETIVO EN EL COCHE!!!” (menudas fotos perdidas!!) XD


Todas las fotos echas con el 90mm. macro (aunque me hubiese gustado que hubiesen sido con el 400mm. “snif, snif”)

saludos

Preparando el terreno mojado



Supongo que sería un mes de Abril muy parecido a éste cuando le sacaron el famoso refrán que hace referencia a su facilidad para la lluvia. Y no ha sido para menos, aunque no estemos batiendo ningún récord, los datos hablan de un mes muy generoso. Por nombrar cuatro datos, por ejemplo en Griegos se han recogido 111,6 litros por metro cuadrado, en 22 de los 30 días que tiene el mes. O sea que tan solo 7 días se han escapado de la lluvia. Y además empezamos Abril con las fabulosas nevadas, así que de esos 22 días de precipitación, 6 fueron nevando.

Por lo que parece estos primeros de Mayo también están siendo bien regaditos, a tenor de los más de 10 litros que ya llevamos. En fin, una primavera que se ha presentado pasada por agua y sin excesivos calores.

El cóctel de datos nos aporta un campo y un bosque a puntito de despuntar en primavera, con unas buenas reservas hídricas, al menos para unos cuantos meses. Sabemos que Junio, Julio y Agosto serán calurosos, tal vez algo secos, pero ya llevamos algo de ventaja, y eso es bueno. No lleva muchas trazas de parar, así que dejaremos que la naturaleza marque su ritmo, nosotros tan solo seremos meros espectadores de lo que acontezca.

Por mi parte, es difícil afrontar una jornada fotográfica con el cielo goteando, el suelo mojado y más preocupado de no empaparme que de obtener buenas tomas, así que esto es lo que hay, pequeñas pinceladas que voy descubriendo en mis escasas salidas.

Por otro lado, el 80 % de los ciervos ya han perdido la cuerna, hace pocos días pude ver a un macho completamente pelado, y días más tarde, dos machos más con apenas 4 dedos de cuerna nueva en crecimiento (ya sabéis, esa recubierta como de terciopelo). Ayer mismo, me tropecé con un vareto que aun no ha perdido sus “esmirriados palotes” pero que de buen seguro echará una buena cuerna este año, debido al menos a que comida no les falta.

Por otro lado, he encontrado nuevos y prometedores emplazamientos para acechar ciervos tanto en primavera como luego en la berrea, parece un buen sitio con sus camastros por el suelo e infinidad de rastros. Además de atalayas naturales con buenas vistas para apostarme y hacer algún aguardo fotográfico.

También me surgen nuevos sitios para probar alguna nocturna cuando se acerque más el buen tiempo.

En fin, estamos preparando terreno para los días de bonanza, que vendrán, y al menos estar preparados y bien estudiados.


Para los “cagurrieros” (amantes de las colmenillas), decir que por aquí las estas cogiendo a patadas: 2, 3, 4 kilos….y además las están vendiendo a buen precio, y yo sin ver todavía ninguna, jejejeje, se nota que no les hago ni caso….en fin, tendré que esmerarme, por encontrar alguna y al menos retratarla.

Nada más por hoy, que sigue lloviendo y que sigue el mal tiempo.

Saludos

  • La primera: Pareja de Narcisos (Narcissus bulbocodium) Alrededores de Orihuela del Tremedal
  • La segunda: Chaparrera (Hepática nobilis) guarecida de la lluvia, barranco de Soduna (Griegos)
  • La tercera: Mycena alcalina, pequeña seta primaveral, Puerto de Orihuela
  • La cuarta: Influorescencia de Sauce (salix sp.) Tramacastilla
  • La quinta: Gotas de agua sobre hojas de Gamón (Asphodelus albus), Puerto de Orihuela
  • La Sexta: Capullo floral de Gamón (Asphodelus albus), Puerto de Orihuela.

Leyendo el Paisaje II

Estoy sin conexión a Internet (nuevamente los de Telefónica me dejan sin linea), así que subo el artículo desde Orihuela.

Si giramos 180 grados respecto a la toma anterior de paisaje en la que pudimos disfrutar del “pajarejo” y el Caimodorro nos encontramos ahora en frente con la depresión de Aguas amargas, por la que se adentra la pista forestal que nos adentra en el valle. Preside en mitad un promontorio conocido como el “cerro medio” y que alberga a un lado de sus faldas la riquísima fuente de las Palomas y al otro la paridera de aguas amargas junto a unas antiguas y ya abandonadísimas salinas.

No hay que ser muy listo para saber que me encuentro situado justo en el extremo del cerro de “La Desesperada”, que como he podido demostrar tiene unas vistas únicas prácticamente en los 360º que alcanza la vista.

Nuevamente podemos otear más detalladamente el paisaje para adivinar que siguen habiendo invitados en nuestra panorámica. Esta vez, el zoom lo haremos muy, muy cerca de la siembra de trigo donde acostumbran a acudir diariamente una vez que el sol se va perdiendo en el horizonte.


Como vemos nuevamente hay sorpresa, con este trío de ciervas que ya se aventuran a salir de la espesura para darse un buen festín con el vigoroso trigo que ya despierta del duro invierno.

En pocos minutos, ya estaban atracándose en mitad del sembrado.



Curiosa sin duda la otra tarde cuando además de disfrutar de la estupenda panorámica que ofrece “La Desesperada”, pude entresacar algunos detalles del paisaje. Sin duda que no es fácil disfrutar de estos detalles en cada paisaje, ni tan siquiera pondría la mano en el fuego de que volvería a verlos si volviese al mismo punto. Pero hay factores que favorecen el ver un paisaje así (la hora, el lugar, la estación del año, el silencio, la paciencia y por supuesto la suerte) son todo factores que si los escogemos a conciencia multiplicaremos las probabilidades de ver algo más que un paisaje.


saludos

Leyendo el Paisaje

Estoy casi convencido que si alguna vez tuvieseis este estupendo paisaje ante vuestros ojos, disfrutaríais como el que más por la inmensidad y majestuosidad que ofrece. Incluso, para los más resabidos, se podría llegar más lejos y enumerar uno a uno los lugares que se pueden ver desde este fantástico mirador.

Que si la cima del Caimodorro, que si el “pajarejo”, que si el arroyo las lanas, que si los ríos de piedra, el barranco que excava el río Hoz Seca, etc…,

Pero yo hoy voy a ir un poquito más lejos y voy a descifrar algún detalle que muchísimas veces se escapa a los ojos del más detallista. Y es que esta sierra depara sorpresas por doquier.


Ahora pues, cojamos el paisaje y recortemos esos dos puntos que he marcado. La verdad es que con el angular no hay mucho que ver en esos dos lugares, pero si en ese mismo instante le cargamos el teleobjetivo a la cámara y apuntamos hacia los dos sitios………..


¡¡¡SORPRESA!!! Había algo más en aquel paisaje que escapaba a nuestros ojos. Nos habíamos dejado emborrachar por la inmensidad de aquel lugar sin llegar a desglosar los detalles. Y es que esta sierra es tan rica que hay que mirarla al detalle para poderle sacar todo el jugo.

Con este artículo hemos aprendido dos cosas:

Los paisajes de la Sierra esconden mucho más de lo que nos pensamos

¡¡¡No te dejes los prismáticos en casa!!!


No hay trampa ni cartón, las fotos están tomadas el mismo día y a la misma hora, la del paisaje con el angular y las otras con el teleobjetivo.


Pero esto no acaba aquí, porque el próximo artículo desglosaremos otro paisaje con invitados, y lo más curioso es que ese próximo paisaje que desglosaremos está tan solo girando 180º de la posición en la que estamos ahora. Hasta entonces……saludos.

¿Y como les sale a los ciervos los cuernos?

088dd

Por todos es conocido que a los ciervos se les caen los cuernos justo cuando empieza a entrar la primavera. Dependiendo de la zona y el clima, se adelanta o atrasan. El animal empieza a mejorar su dieta (lastimosa en invierno) y la dinámica de su organismo empieza a ser patente. Así pues, en los últimos días del invierno, la sangre empieza a bombear para la formación del nuevo cuerno.
Como si la sangre volviese a circular por el cuerpo poniendo en funcionamiento todas las máquinas que se apagaron con la entrada del invierno. Una muy visible es la muda del pelo invernal, en esta foto de arriba se ve muy bien como empiezan a “espeluchar”. La otra es la renovación de la cornamenta, y les pasaría un poco como les pasa a los niños con los dientes de leche. Es decir, la nueva cornamenta quiere abrirse paso y para ello obliga a desprender la vieja, y como si de un diente se tratase, obliga al de leche a que se caiga, saliendo un diente más fuerte, más nuevo y sobretodo más grande.
Esta nueva cornamente está cubierta en principio por una telilla fina (como si fuese terciopelo) y se mantendrá unida al cuerno hasta el total desarrollo de la cuerna. Es por el interior de esta fina capa de terciopelo por donde discurre todo el entramado de venas y arterias que van poco a poco va haciendo crecer el cuerno. Una vez finalizado este desarrollo que durará dependiendo del animal, alimentación, clima, etc… entre 2 y 3 meses. Es decir, hasta el final de la primavera. Una vez desarrollado, el ciervo rascará la cornamenta contra árboles y arbustos para desprenderse de esa telilla en una acción que se conoce como “Escoda”.

Copia de 0889

Bueno pues haciendo un recorte del 100% os muestro en detalles el nacer de unos nuevos cuernos, donde ya se puede apreciar esa telilla que recubrirá el cuerno en todo su crecimiento y por donde discurre la irrigación de sangre.

Si alguien quiere añadir algún dato más, pues se completará estupendamente esta fase de la evolución del cuerno (yo al fin y al cabo, soy un ignorante en este tema).
Saludos