Brumas

IMG_8432-01

El invierno a parte de traernos nieve y hielo también nos ofreces otros marcos interesantes a la hora de componer nuestras fotos. Nos obliga a salir al monte a buscar esos fenómenos que tanto engrandecen un buen paisaje.

Las nieblas o brumas matinales que encontramos básicamente en las mañanas invernales anticiclónicas, son el mejor aliado para el fotógrafo paisajísta. Son capaces de transformarnos cualquier paisaje y darnos un toque fantasmagórico, o darle ese plus que le falta a cualquier foto.

 

IMG_7320-01

 

El único problema es que suele ser un fenómeno matinal, a veces efímero, y aunque otras veces sea persistente, en la mayoría de los casos en pocas horas ha desaparecido. Así pues el madrugón es básico para encontrarte con estos fenómenos.

IMG_8361-01

 

Al ser fenómenos que se forman en los valles y muy comunmente en los valles fluviales, hay que conocer de antemano la geografía del sitio y tener localizado unos cuantos “miradores” que nos ofrezcan buenas panorámicas del valle. Así el día elegido, no perdemos el tiempo pensando dónde colocarnos….

IMG_7321-01

 

La composición ya es cosa de cada uno, con un pequeño tele, podemos acercanos a los ambientes a sacar detalles, y con el angular jugaremos a sacar mucho más paisaje…ya es cuestión de que cada cual vaya eligiendo los encuadres que más les atraiga.

 

IMG_7325-01

La sierra de Albarracin ofrece innumerables oteaderos de sus valles fluviales, buenos accesos a ellos y un marco incomparable para encuadrar y disparar.

IMG_8357-01

Yo por mis demarcaciones disfruto cada mañana de estos fenómenos y sin duda que puedo disfrutar de los paisajes que se me ofrecen. Aquí os muestro unos cuantos que se han dado este último mes.

IMG_8428-01

 

Saludos

Anuncios

Por el Parque Natural del Alto Tajo

Tenemos la gran suerte los que vivimos en la Sierra de Albarracin, de poder disfrutar de dos preciosos espacios protegidos a tocar de nuestra sierra, el Parque Natural del Alto Tajo y el Parque Natural de la Serranía de Cuenca.

IMG_5848-01

Hoy os voy a hablar una sencilla ruta en éste primero, que ya he hecho en un par de ocasiones y volveré para exprimirla en todo su jugo. Se trata de un tramo comprendido entre el Puente de San Pedro y la población de Peñalén. Es una pista de tierra en muy buen estado (incuso para turismos) que nos lleva junto al río Tajo durante unos cuantos kilómetros y nos ofrece unas panorámicas, y unos rincones dignos de ver.

IMG_5859-01

Ya el Puente de San Pedro es…..como lo diría….una auténtica maravilla para los sentidos. Es el punto de unión entre el Tajo y su afluente, el Rio Gallo (Nacedero en Orihuela del Tremedal) y ofrece al visitante un lugar de esparcimiento y un rinconcito donde exprimir al máximo los encuadres y las composiciones con la cámara. Existe un lugar acondicionado para dejar el coche y algunos carteles interpretativos del paisaje.

IMG_5849-01

Desde este punto y en dirección Zaorejas, a muy pocos kilómetros nos sale el desvio por la pista que va junto al río. Está bien señalizado y nada más coger el desvío ya nos damos cuenta de que la ruta va a ser bastante visual. Eso sí, antes de llegar al desvío ya habremos disfrutado de las primeras formaciones tobáceas junto a la carretera.

IMG_5910-01

Si escogemos el otoño como época, la paleta de colores va a ser para perderse, pues las especies caducas, abundantes junto al río, nos van a dar mucho juego a la hora de componer, incluso la primavera también puede ofrecernos buenas tonalidades de verde con la que sacar jugo a las fotos. El pinar entremezclado con especies planifolias y las especies propias de ambiente ripícolas (bosques de ribera) nos darán contraste y riqueza visual en cada paisaje.

IMG_5915-01

La primera parada, casi obligada una vez que hemos cogido la pista es la Cascada de la Escaleruela. Evidentemente el invierno o sobretodo la primavera hará que veamos en todo su esplendor esta precioso salto de agua. Si por el contrario es verano u otoño y carecemos del líquido elemento, debemos jugar con las preciosas formaciones tobáceas que la forman. Todas estas rocas de coloraciones blanquinegras y que se llaman rocas tobáceas, no es más que la precipitación del Carbonato que contiene el agua que por ella discurre, así que podemos decir que va creciendo año tras año, eso sí a un ritmo geológico. Vendría a ser algo similar a la formación de estalactitas y estalagmitas en las cuevas, para que nos entendamos.

En esta cascada de la Escaleruela se puede acceder a ella por una senda y descubrir en profundidad todas estas formaciones tobáceas que os he explicado.

IMG_5911-01

Los farallones calcáreos tan tipicos de este Parque Natural así como el río y su vegetación ripícola (sauces, álamos, fresnos, etc..) nos marcarán las siguientes paradas a lo largo de la larga pista forestal.

Incluso hay habilitadas unos cuantos merenderos y fuentes donde podemos comer algo y degustar de más cerca del río que nos acompaña. Buen momento para intentar sorprender a la fauna típica de estos ambientes (nutria, trucha, mirlo acuático, culebra de agua, martin pescador, garza real, etc….).

IMG_5919-01

A mi me resultó una ruta francamente gozosa, a mi ritmo iba parando donde me interesaba y disfrutando de un tramo de río muy bien conservado y con muchos alicientes. Se puede hacer la ruta en coche o bici, parando durante todo el recorrido y algo más desaconsejable a pie, por la longitud de la pista.

Así pues un nuevo rincón de este precioso parque natural al que volveré siempre que pueda para ir exprimiendo más rincones y sacando jugo a los que ya conozco.

 

Un saludo

El Portillo (sin novedad)

IMG_7817-01
Cinco años llevo diciendo eso de “El Portillo….sin novedad” y que siga sin novedad, no jodamos, que cuando la haya hay que salir pitando a apagar el fuego!!!

En fin, ya son cinco añitos por aquellos lares todos los veranos y aunque no siempre tengo la cámara allí arriba, si que hay días que me la subo. Sin fecha explícita, más bien cuando me da el barrunte.

IMG_7797-01

Las vistas son muy buenas, todo sea dicho y junto a la torre hay un mirador con paneles explicativos de los parajes. Cosa que no todo el mundo que pasa por allí se percata. Seguramente porque no hay un cartel con una flecha que diga “iiiiieeeeee que allí arriba hay un mirador!!!” (de verdad que qué poquito costaría poner uno y cuanto se ganaría en calidad turística) así pues la gente para en la misma carretera y desde allí hace las fotos.
IMG_7800-01
Los cuatro malcontados que se percatan del mirador o simplemente que deciden inspeccionar, se llevan la sorpresa de que tanto la torre como el mirador se encuentran encima de lo que fueron trincheras de la guerra civil. Y donde incluso sin mucho buscar se encuentran trozos de metralla, balas o cascotes. Un par de corrales medio en ruinas también forman parte del paisaje allí reinante.
IMG_7851-01

Ni mucho menos, la fauna está reñida en este sitio. Los alocados pajarillos divagan de piedra en piedra en busca de su preciado manjar. Lavanderas, Reyezuelos y Colirrojosson los valientes “correpiedras”. Pero si miramos al cielo (y esto lo tengo bien controlado) podemos llegar a ver con mayor facilidad a los inmensos buitres y con un poco de suerte a una pareja de Alimoche, un Cernícalo que me suele visitar casi a diario y a todo tipo de córvidos.

En fin, es un paraje que aunque no reviste gran atractivo como para organizar un viaje exproceso, sí que sería “pecado” el no acercarse al mirador y degustar una de las más hermosas vistas de la sierra, si nuestro viaje nos hace pasar por el portillo.

Proximamente algunas capturas desde la torreta…..pero eso será en el próximo artículo.

saludos

Leyendo el Paisaje II

Estoy sin conexión a Internet (nuevamente los de Telefónica me dejan sin linea), así que subo el artículo desde Orihuela.

Si giramos 180 grados respecto a la toma anterior de paisaje en la que pudimos disfrutar del “pajarejo” y el Caimodorro nos encontramos ahora en frente con la depresión de Aguas amargas, por la que se adentra la pista forestal que nos adentra en el valle. Preside en mitad un promontorio conocido como el “cerro medio” y que alberga a un lado de sus faldas la riquísima fuente de las Palomas y al otro la paridera de aguas amargas junto a unas antiguas y ya abandonadísimas salinas.

No hay que ser muy listo para saber que me encuentro situado justo en el extremo del cerro de “La Desesperada”, que como he podido demostrar tiene unas vistas únicas prácticamente en los 360º que alcanza la vista.

Nuevamente podemos otear más detalladamente el paisaje para adivinar que siguen habiendo invitados en nuestra panorámica. Esta vez, el zoom lo haremos muy, muy cerca de la siembra de trigo donde acostumbran a acudir diariamente una vez que el sol se va perdiendo en el horizonte.

Como vemos nuevamente hay sorpresa, con este trío de ciervas que ya se aventuran a salir de la espesura para darse un buen festín con el vigoroso trigo que ya despierta del duro invierno.

En pocos minutos, ya estaban atracándose en mitad del sembrado.

Curiosa sin duda la otra tarde cuando además de disfrutar de la estupenda panorámica que ofrece “La Desesperada”, pude entresacar algunos detalles del paisaje. Sin duda que no es fácil disfrutar de estos detalles en cada paisaje, ni tan siquiera pondría la mano en el fuego de que volvería a verlos si volviese al mismo punto. Pero hay factores que favorecen el ver un paisaje así (la hora, el lugar, la estación del año, el silencio, la paciencia y por supuesto la suerte) son todo factores que si los escogemos a conciencia multiplicaremos las probabilidades de ver algo más que un paisaje.

saludos

Leyendo el Paisaje

Estoy casi convencido que si alguna vez tuvieseis este estupendo paisaje ante vuestros ojos, disfrutaríais como el que más por la inmensidad y majestuosidad que ofrece. Incluso, para los más resabidos, se podría llegar más lejos y enumerar uno a uno los lugares que se pueden ver desde este fantástico mirador.

Que si la cima del Caimodorro, que si el “pajarejo”, que si el arroyo las lanas, que si los ríos de piedra, el barranco que excava el río Hoz Seca, etc…,

Pero yo hoy voy a ir un poquito más lejos y voy a descifrar algún detalle que muchísimas veces se escapa a los ojos del más detallista. Y es que esta sierra depara sorpresas por doquier.

Ahora pues, cojamos el paisaje y recortemos esos dos puntos que he marcado. La verdad es que con el angular no hay mucho que ver en esos dos lugares, pero si en ese mismo instante le cargamos el teleobjetivo a la cámara y apuntamos hacia los dos sitios………..


¡¡SORPRESA!!! Había algo más en aquel paisaje que escapaba a nuestros ojos. Nos habíamos dejado emborrachar por la inmensidad de aquel lugar sin llegar a desglosar los detalles. Y es que esta sierra es tan rica que hay que mirarla al detalle para poderle sacar todo el jugo.

Con este artículo hemos aprendido dos cosas:

Los paisajes de la Sierra esconden mucho más de lo que nos pensamos

¡¡¡No te dejes los prismáticos en casa!!!

No hay trampa ni cartón, las fotos están tomadas el mismo día y a la misma hora, la del paisaje con el angular y las otras con el teleobjetivo.

Pero esto no acaba aquí, porque el próximo artículo desglosaremos otro paisaje con invitados, y lo más curioso es que ese próximo paisaje que desglosaremos está tan solo girando 180º de la posición en la que estamos ahora. Hasta entonces……saludos.